Dice la Exhortación Vita Consecrata que “A la vida consagrada se confía la misión de señalar al Hijo de Dios hecho hombre como la meta escatológica a la que todo tiende, el resplandor ante el cual cualquier otra luz languidece, la infinita belleza que, sola, puede satisfacer totalmente el corazón humano”[1]. Con la profesión de los votos, imitando la misma vida que nuestro Esposo eligió llevar en esta tierra, buscamos indicar a los hombres de nuestro tiempo ese resplandor de la belleza divina.

El pasado 11 de abril, en la fiesta de la patrona del Estudiantado de Brasil, Santa Gema Galgani, 24 novicias realizaron sus primeros votos. En la misma ceremonia, 5 postulantes monásticas recibieron la Cruz de Matará.  Las neo- profesas son:

-Maria Cálice do Verbo

-Maria Cor Amoris Plenum

-Maria da Docilidade

-Maria da Encarnação

-Maria da Inocência

-Maria do Divino Infante

-Maria do Imaculado Coração

-Maria do Puro Amor

-Maria Esposa Dileta

-Maria Flor da Humanidade

-Maria Fons Gratiae

-Maria Korasõ Marangatu

-Maria Kurusu Vy’a

-Maria Luz de Cristo

-Maria Mãe da Perseverança

-Maria Mater Adonai

 

-Maria Mater Mitis

-Maria Pulchrae Dilectionis

-Maria Sacrário de Jesus

-Maria Stella Evangelizationis

-Maria Via Crucis

-Maria Virgo Singularis

-Maria Virgo Virginum

-Maria Paloma de la Simplicidad

primera profesión Brasil

Hermanas del Estudiantado “Santa Gema Galgani” el día de su primera profesión

Postulantes del Noviciado Contemplativo en Brasil “Santa Teresita del Niño Jesús”

Postulantes del Noviciado Contemplativo en Brasil “Santa Teresita del Niño Jesús”


[1]San Juan Pablo II, Exhortación post-sinodal Vita Consecrata, 16.